29 de septiembre de 2007

Rat Hot: Un barco cargado de... ratas

Es costumbre por acá hablar de los juegos de mesa que me gustan, pero hoy no me apetece. Rat Hot es un juego para dos personas que ni me divierte a mí, ni probablemente divertirá a nadie después de tres o cuatro partidas. Pese a ello, le dedicaré unas líneas.

El concepto: dos especieros (los jugadores, claro) comparten un barco mercante y se esfuerzan en almacenar ordenadamente sus respectivos cajones de especias. Por desgracia, las ratas amenazan con devorar el botín, y habrá que asegurarse de mantenerlas a raya.

La caja de Rat Hot es demasiado grande para su contenido. Sus dimensiones vienen a ser las de dos estuches VHS apilados. Dentro tenemos:

- Unas cuantas fichas de madera en colores gris y amarillo para contabilizar los puntos que obtienen los jugadores.

- Un montón de fichas de cartón rectangulares, con tres casillas por ficha en las que hay dibujadas especias (verdes y rojas) y ratas (rojas y verdes).

- 4 panfletillos a todo color con las instrucciones en distintos idiomas incluido el hispano.

El juego funciona como una especie de dominó. Al principio, todas las fichas están a un lado boca abajo, aguardando a ser colocadas. Los jugadores toman las fichas por turno y las van colocando boca arriba sobre la zona de juego. La idea es que el jugador que juega con verdes agrupe casillas con especias verdes, y el otro jugador haga lo propio con las especias rojas. Cada vez que un jugador crea o modifica un grupo de especias de un color el jugador que lleva ese color gana puntos. Por otro lado, el jugador verde perderá la partida fulminantemente si aparecen en juego tres ratas verdes, y lo mismo le pasará al jugador rojo si aparecen tres ratas rojas. Afortunadamente se pueden tapar las ratas que han aparecido, simplemente apilando fichas unas encima de otras. La única regla al respecto es que no se puede apilar sobre espacios vacíos ni de modo que una ficha cubra totalmente otra ficha. Así pues, si queremos colocar una ficha apilada, debemos cubrir con sus tres casillas otras tres casillas de, al menos, dos fichas distintas que estén colocadas en el nivel inferior. Esa es la mayor complicación que encontraréis en Rat Hot. Estamos ante un juego aburrido que ni siquiera tiene la decencia de tener unos componentes bonitos.

Es probable que encontréis este juego en la sección de ofertas de vuestra tienda. Que no os engañe su bajo precio porque es la única alegría que os dará. Si buscáis un buen juego para dos jugadores hay otras opciones muy interesantes a la vuelta de la esquina.

A la Vuelta de la Esquina:

2 comentarios:

forfy dijo...

Entonces nada... lo tenía pisteado por ser de dos jugadores pero ya me has quitado las ganas. Por cierto, hace tiempo hice una especie de especial juegos zombie, échale un vistazo (y crítica lo que creas conveniente, tu eres el experto en juegos de mesa):

http://crmdcomics.blogspot.com/2007/09/verano-zombie-zombies-en-el-tablero.html

Saludos!

El Vengador Tóxico dijo...

Un enlace y un blog muy interesantes, Forfy. Gracias por apuntarlos, no los conocía.

Lo del especial zombies me ha dado alguna idea... Mmmm, no falta mucho para Halloween...